martes, 18 de diciembre de 2012

CREO EN QUE, LO DE AÑO NUEVO, VIDA NUEVA ES…


CIERTO. Y no porque se disponga una a quitarse de encima esos kilos acusadores de que se comió algo más de la cuenta. O a ser más bueno. O saludar, reincidente, al tipo ese del quinto que jamás ha correspondido a tu saludo de cortesía. O evitar que ese genio plumífero se nos suba hasta ocasionarnos una subida de colesterol o similar. O…

El año nuevo, contradicciones de la vida, nos trae una vida nueva porque nuestro organismo será más viejo y entonces, puede que yo ya no haga los largos de piscina que me hacía cada dos días, porque me cansaré antes. Evitaré mi genio plumífero, ese que se eleva sin que me lo proponga, porque cada vez  veo más inútil enfadarse por algo que no vale la pena y es cierto que sienta mal. Ya no iré a Pilates porque está claro que no llevo bien acompasada la respiración a los movimientos y el resultado es como que NULO (además, estoy lejos de parecerme a mi profesora que es un tipazo) Y haré más de todo aquello que me gusta y que dejo para otro día porque “me sale” algo que creo más urgente. Voy a terminar mi novela “Con el portátil a cuestas” porque me río con ella y ya toca, que a este paso, no voy a casar nunca a la protagonista. Iré, con mi edad a cuestas también, representando el papel cómico de Lola en mi obra teatral “Campanillas” porque me encanta ver a la gente cómo se ríe y lo pasa bien. Y haré otras muchas cosas en mi vida nueva de persona algo más vieja en este año, porque tengo ánimo, salud y ya veremos cómo estoy con otros años nuevos y vidas nuevas.





OS FELICITO DE CORAZÓN DESDE ESTAS LÍNEAS y no enviaré postales porque me niego  a cabrear a los carteros con un trabajo extra y además, así no tengo que experimentar la sensación de lengua pastosa que se me queda después de dejar parte de mi saliva en cada sello.
Os deseo lo mejor por este medio y que seáis muy felices. Que se cumplan vuestras esperanzas lo mismo a los de mi afinidad ideológica, como a los que no lo son. Todos somos buenos y entonces, con lo que está cayendo, debemos desearnos una salud física y psíquica —lo que ya es más difícil como  D. Mariano no cambie y acierte con la forma de pensar y actuar— y de aquí mi DESEO también de que vuestros cabreos se reduzcan lo más posible para lograr esa meta. DESEO, que la cárcel se llene de corruptos que medran por ahí escondidos en estamentos oficiales. Que la prima de riesgo se quede en los…20 puntos, por ejemplo. EN FIN,  esas cosillas que estoy segura que nos alegrarían la VIDA NUEVA de este AÑO NUEVO.

Así se lo pediré al Niño Dios que está a punto de  nacer, para lo que buscaré la influyente recomendación (para estar en onda con esto de las recomendaciones) de los Reyes Magos, excluyendo al tal Noel, que no sé qué pinta en esta fiesta y que creo que, en realidad, viene de Alemania. 

 

ASÍ SEA.



25 comentarios:

Mos dijo...

Querida Perlita, a ver si un día tengo la suerte de verte representando a esa Lola tuya. O tal vez en persona, tal y como tú eres.
Me alegra saber de ti y de tu vuelta. Ya veo que , aunque un año más, más. cómo diría yo, más madura, no dejas de ser súper activa y simpática y entrañable a la vez.

Te deseo lo mejor para este Nuevo Año y que sigas en danza mucho, mucho tiempo.

Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

Hada Saltarina dijo...

Mi querida Perlita,

Siempre con tu maravilloso buen humor. Está muy bien eso de dedicarse más a lo que uno realmente desea hacer. Os deseamos a ti y a toda tu gran familia una maravillosa Navidad y Año Nuevo. Es muy bonito saber que te tengo como amiga.

Besos navideños llenos de turrón

Perlita dijo...

MOS...

¡Ay los años...! ¡Qué puñetas! Yo creo que eso de los años es cosa mental y nuestras células no tienen que envejecer cada 365 días solo porque lo diga algún científico pirado. Por cierto, ayer estuve con el profesor Grisolía de brindis navideño y el 6 de enero me dijo que cumplía ¡90 años! Ya me gustaría a mí que la cabeza me rulase como a él y llegar a esa edad. Por cierto: ¿Te puedes creer que aún me llama su "niña" Lo adoro.
Esta "Lola" de pacotilla chalada y protestona, no piensa envejecer rápidamente.
Un abrazo y felicidades. Carmen.

Perlita dijo...

HADA:

Pues sí. Es hermoso encontrar una amiga en la distancia que desprende sinceridad, familiaridad. Las cosas a veces no se entienden, pero yo creo que nos haremos muy viejecitas y seguiremos siendo amigas. Claro que para entonces, espero que ya nos hayamos conocido.

Muchos besos...Muuuchosss

La Gata Coqueta dijo...




Perlita quiero que el espíritu
De la Navidad haga
para ti…

De cada deseo una flor
De cada lágrima una sonrisa
De cada dolor una estrella
De cada suspiro una melodía
De cada beso una armonía
Y de cada corazón una dulce morada…
Para continuar caminando
Por la vereda de la vida enamorada…

Un abrazo de esperanzas
Y un beso de añoranzas.

¡¡Feliz Navidad para ti y familia!!

Atte.
María Del Carmen


Perlita dijo...

Gata Mari Carmen:

Muchas gracias, amiga. Te deseo igualmente que seas muy feliz y que disfrutes con los tuyos toda la paz que te mereces.
En Enero...¡voy a Asturias!
Un beso, Carmen

Lugareño dijo...

¡Hola Perlita!
Acudo a tu blog después de leer tu comentario en el mío, que me ha causado gran alegría y sonrojo a partes iguales.
La alegría, evidentemente, al comprobar que no te olvidas de mí a pesar del paso del tiempo, y que sigues teniéndome en buena estima.
El sonrojo es porque me avergüenzo de no haber comentado nada sobre tu novela, considerando además el detalle que tuviste de hacérmela llegar.
Pasé una etapa delicada a nivel personal... pero creo que he salido reforzado y es lo importante. Aparte, la coyuntura actual tampoco acompaña, pero bueno, la vida al fin y al cabo es aprender de cada experiencia, y lo que no mata hace más fuerte. Al menos yo lo pienso así.
Los estudios, por el mismo motivo, siguen ahí, sin acabar, pero siento que estoy en el buen camino, muy concentrado, y este año he empezado aprobando una asignatura muy difícil, de modo que, si continúo así, quizá pueda decir en junio o septiembre que por fin soy licenciado en Derecho.
El blog lo tengo verdaderamente abandonado desde hace tiempo. Y "he vivido tanto" últimamente que parece como si lo hubiera escrito en una vida anterior, así que no está entre mis planes retomarlo, al menos no sería a corto plazo, ni del mismo estilo. Recientemente usaba más algunas redes sociales como Twitter o Facebook, por la brevedad y la comodidad que se les presupone, pero a día de hoy también las uso muy poco.
Por último, respecto a tu novela, no tengo perdón por mi silencio, pues me comprometí firmemente a comentar algo y al final no lo hice. Y yo me considero una persona de palabra. En ningún caso pensaba hacer un análisis de estilo, ni de calidad narrativa, ni nada parecido, pues yo no soy nadie para hacer ese tipo de crítica. Ahora bien, si la pregunta es si me gustó, pues no sólo eso, sino que me pareció muy cercana y entrañable. Yo siempre me he sentido muy identificado con determinados valores "anticuados", porque de pequeño pasaba mucho tiempo con personas mayores y me fui impregnando de ellos. Así pues, el contenido de tu novela me resultó muy familiar (también por las "perlas del Segura" que por ahí vas colando, es decir, todo ese tipo de "cosicas propias de la huerta murciana" que sólo se comprenden siendo de la huerta). Hay escenas que me recuerdan a momentos concretos de mi infancia, como la del "susto" de uno de los personajes en una acequia, pues yo (que era una rabo de lagartija) una vez iba correteando "enjugascao" y acabé dándome un "capuzón" en una que era considerablemente profunda, y afortunadamente fui rescatado a tiempo por mis padrinos.
En fin, comentaría muchos más detalles, pero por no resultar muy pesado sólo añadiré que la curiosidad me llevó a visitar (por fuera, claro) la auténtica Casa del Canónigo, situada, casualmente, muy cerca de donde vive mi hermana (en el Llano de Molina), y es aquélla una zona de huerta que yo he recorrido, paseando, más de una vez, y he llegado a publicar fotos en mi blog (ahora comprenderás por qué una vez dijiste que el lugar te resultaba familiar).
Solo me queda decirte que me alegro de volver a saludarte y que esa "nueva vida" que llega con el "nuevo año" venga cargada de dichas. Y que algún día podamos compartir un café, pues donde se ponga una conversación en persona, que se quiten todas las cibernéticas.
A seguir bien, amiga Carmen.
Un abrazo.

Enrique Sabaté dijo...

Gracias por tus buenos deseos, y quizá tengas razón en lo de vida nueva para el nuevo año, en realidad es nueva cada día.
Un saludo.

Perlita dijo...

LUGAREÑO:

Me alegro que hayas superado tu bache. Hay que acostumbrarse a que de vez en cuando vamos a tener alguno que otro a lo largo de nuestra existencia y con ánimo, se puede salir adelante. Alguien dijo, que cuando encuentras un obstáculo en el camino y tropiezas, si no caes, adelantas un buen trecho en ese camino, así que seguro que ya hasta se te habrá olvidado.
Dices que mi novela te resultó cercana. De eso se trataba y el costumbrismo es un estilo literario que me encanta. Si se mira atrás o se oye a los que nos preceden, siempre afloran unos recuerdos que resultan entrañables. A mí me pasó y ahí dejé muchas de las vivencias de mi infancia, una chiquilla enfermiza, huérfana de padre a la que agarraban de la mano para llevarla a sitios de la huerta saludables a ver si no me moría y me "espumaba".
Ha sido mucha la gente que ha visitado en este tiempo la casa del canónigo porque la mayoría, personas jóvenes que me ha leído, ni sabían que existía y dijo el pintor madrileño que la habita por temporadas, Jorge Fin, conocido como "el pintor de las nubes" que no se explicaba el porqué a la gente le daba por dar vueltas alrededor de la casa hasta llegar a preocuparle...
Una pena su deterioro porque ya no está el porche, ni los corralones que daban a una gran acequia, ni la enorme madreselva a la que hago mención y donde yo me escondía para escapar de la vigilancia de mi abuela. Dejar perder esa casa, sería una cosa muy lamentable pero como la lotería se me resiste, pues no sé si alguien la podrá remozar alguna vez.
Y claro, también me caí a la acequia y un primo mío, se ahogó con ocho años. Todo no son buenos recuerdos.
Seguro que acabas en Junio tu licenciatura. Si te has quitado "el hueso" como Administrativo o Fiscal...Ya está casi, así que ánimo.
Hace tiempo que no voy por Murcia...¡una pena! Si voy alguna vez para más de un par de días, te llamaré y degustaremos ese cafetico con unas goticas de San Ignacio, (o sea un anís dulce de cualquier marca)como a mí me gusta y hablaremos sin choque generacional, seguro.
Un fuerte abrazo, y Felices Fiestas.
Carmen Sabater.

Perlita dijo...

ENRIQUE:

¿Y qué es la vida sino una renovación constante de actos? Filosofando, amigo Quique, sería una pena y un aburrimiento que no sucediese nada nuevo. Joroba verse una arruga más...o menos pelo...Pero vivimos nuevas cosas. Tenemos nuevas experiencias...¡Ojalá y que para el 2013 sean todas muy buenas...! Nos lo desearemos mutuamente. Felices Fiestas para ti y tu familia. Un abrazo, Carmen Sabater

La Gata Coqueta dijo...



La navidad es celebrar el amor, la amistad y sobre todo la esperanza de un mundo mejor.

La navidad es vivir, es pensar que la felicidad llega con la llegada de la navidad...

Cuando un sueño se cumple, un pequeño duende esboza una sonrisa. Quisiera que durante el año próximo tus duendes aprendieran a sonreír eternamente.

¡¡Feliz Nochebuena y próspero Año Nuevo!!

A tu lado hoy y siempre que me sea permitido,
con la armonía de las palabras…

(Ahora estoy en Canarias pero a últimos de Enero o primeros de febrero voy a Asturias...)

Atte.
María Del Carmen


María dijo...

Perlita muchas felicidades por el nacimiento de tus nietos.

Que la magia de la navidad llene tu vida de amor, tu corazón de alegría, y que todos tus sueños se hagan realidad en el nuevo año que va a comenzar. Felices fiestas.

Un beso.

Eurídice-v dijo...

Con mis mejores deseos ¡Feliz Navidad! La familia está bien. Paz y armonía para tí y los tuyos.

Perlita dijo...

EURÍDICE:

Me alegro mucho de todo lo bueno, amiga. Que el 2013 llegue cargado de más cosas buenas que falta hace.
Un abrazo, Carmen

El Guerrero Consciente dijo...

Perlita, veremos que depara este 2013, dado que el 2012 por malo, es dificilmente superable, el 2013, a poco que se esfuerce será un año positivo, o al menos de daños matizados, un abrazo.

Perlita dijo...

MARIA:

Que el año venidero sea mejor que este que va a dejarnos...¡¡Vaya un añito...!! Espero que mis nietecicos crezcan sanos y en paz y que tú sigas tan inspirada como siempre.
Ya "nos veremos"
Un abrazo y mis mejores deseos de felicidad.
Carmen.

Perlita dijo...

GUERRERO:

Bienvenido a "mi casa". Creo que este año como dices, será mejorado con cualquier buena nueva que nos llegue en el 2013. Tenemos buenas expectativas con algunas cosas que nos quitarán el sueño literalmente, pero "palos con gusto..."¿O no?
Que Dios nos dé a todos salud porque es una ambición legítima y será lo mejor que tengamos.

Venga, un abrazo y que usted "lo guerree" bien.

Carmen.

La Gata Coqueta dijo...




En este párrafo reposa un cofre de paz lleno de buenas intenciones, envuelto con el silencio del aprecio, sellado con una delicada estela de sonrisas, para ser enviado con la humildad de un beso para hacer presente el momento…

Mientras continuaré brindando para que el año nuevo te colme de felicidad

Y para que nunca te falte un sueño al que asirte cada amanecer…

¡¡Feliz salida y entrada de año!!

Atte.
María Del Carmen



Perlita dijo...

GATA:
Siempre tan entrañable en tus comentarios. Esperemos que el 2013 sea todo lo bueno que esperamos y que cada familia pueda sustentare con un trabajo digno. Sería un milagro.
Muchos besos, Carmen

Perlita dijo...

SUSANA PEIRÓ:

No puedo acceder a tu blog...¿No admites comentarios?
Quiero tu libro de "Mujeres en ..." ¿Dónde lo encuentro?
Besos Carmen

Perlita dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Narci M. Ventanas dijo...

Que así sea, y que todos tus deseos, que son también los de muchos de nosotros, al menos iguales a los míos, se conviertan en realidades a lo largo del 2013.

Besos y feliz año nuevo.

La Gata Coqueta dijo...




Este no es un verso, este es mi pensamiento y  sé lo hago saber a la brisa de la mañana para que te comunique entre las bambalinas de la emoción…

Que pases un buen fin de semana, el primero de este nuevo año que se abre ante nosotros con muchas ilusiones y esperanzas puestas en el futuro...

En tus manos dejo un ramo de madreselvas recién cortadas, para que su fragancia acaricie el crepúsculo de los sentimientos.

Un abrazo breve
pero con afecto.

Atte.
María Del Carmen



Fernando Santos (Chana) dijo...

Feliz Ano Novo...
Cumprimentos

Tesa Medina dijo...

A mí me pasa, Perlita, cuando me miro en el espejo, me pregunto:

Y esa señora mayor que me está mirando...¿quien será?

Y es que en mi mente me siento llena de vitalidad y me visualizo joven, hasta que las articulaciones y algunas carnes sometiéndose sin resistencia a la ley de la graviedad me sacan de mi "interesada" ensoñación.

Pero sí, cada año tenemos la oportunidad por delante de hacer que sea especial, no perdamos tiempo y pongámonos a ello.


Un abrazo,

Ah, y cuando vengas por la capital nos podiámos ver junto con Mos, menudos tres.

Perlas del Segura