miércoles, 10 de abril de 2013

¡ME PASA CADA COSA...!

Si escribiera todas las  cosas curiosas que me ocurren de vez en cuando, seguro que habría hecho un libro más gordo que  El Quijote. Tengo que contarlo y hay que perdonar lo escatológico  del relato pero ha sido real, de esta mañana mismo. Cosas que pasan...

 Después de hacer unas compras, me metí en los servicios  de un conocido centro comercial y me disponía a  alisar mis  pelos de pluma indomables cuando a mi espalda, en la parte de los inodoros, he oído un ruido fuerte seguido de un quejido que me indicaba claramente que alguien se acababa de caer dentro. Me volví rápidamente con un susto mayúsculo y pude ver que a los pocos segundos de haber oído el trastazo, por debajo de la puerta asomaba un pie despojado del zapato que casi llegó despedido hasta mi posición del lavabo. Después, silencio.
-Oiga...¿está bien? -pregunté tontamente.
Con mi pie, empujé un poco el otro que asomaba. Nada. Con el corazón de orejas, porque se me debieron poner rojas de sangre, volví a preguntar muerta de miedo:
-¿Necesita usted algo...? ¡Oiga...! ¡¡Oigaaa!! ¿Me oye?  ¿Le pasa algo? - Chillé a vueltas con la tonta pregunta y como no obtuve respuesta, salí pitando a los mostradores contiguos a los servicios y casi grité:
-¡Por favor, una señora está caída en el servicio...!
No, no ha salido pitando hacia dentro la gente, que sí, aunque no como yo quería, pero la que sí vino corriendo fue una señora cuarentona, que como adivinando dramas y por haberme oído, se acercó mientras gritaba: --¡Mare, mare...! ¿Es la meua mare...? -me preguntó mirándome fijamente. Pero no me ha dado tiempo a contestar y mejor, porque a ver si yo iba a saber si era su madre.
Al volver,  allí estaba la pobre hija que había reconocido el zapato de su progenitora, el pie, el trozo de pierna...Era su madre estaba claro.
Golpeaba la puerta, llamaba, lloraba...-¡Ay, mare,,,! ¡¡mareta, meua...!!
Ché, y qué susto, que pena y qué desesperación de no poder ayudar y como es natural, allí me quedé aunque el baño se fue llenando como si estuvieran dando dinero, pero yo haciendo de almohada a los llantos de la pobre hija que para eso vio en mi a la descubridora de la desgracia de su madre. 
Vino un señor trajeado -que el lugar es muy elegante para tener a gente con mono de trabajo- colocó una escalera y después de solicitar permiso a la hija, procedió a saltar la puerta por la parte de arriba, valga la explicación tonta otra vez. Con él venía un médico de maletín y una enfermera. Räpido: puerta  abierta y el cuerpo de la señora con la cabeza entre el retrete y la pared, una pierna junto a la taza y la otra, que ya lo he dicho, tiesa hacia fuera.
El médico cubrió con la falda a la señora  y con los recién llegados la sacaron del servicio, echaron a la gente y mientras la reconocían...¿qué hacía la hija? Pues llamarme apurada para que me quedara y pedirme quedamente que le ayudara...¡a subir la faja de su madre...! Una faja de pernera corta y con ballenas en la cintura, fuerte, que no sé cómo se usan todavía...
-Mujer...No es por no ayudarla pero, ¿qué importa ahora llevar o no la faja puesta...? Está tapada que es lo importante y  además no puede ser sano que algo le apriete. ¿Por qué no le ponemos el zapato para que no se enfríe? 
Pues bien, si el médico no toma parte en el asunto y le dice a la desconsolada hija que se dejara de bobadas, me veo poniendo una faja a una moribunda que es lo que me parecía la pobre señora.

Llamé esta tarde al hospital de La Fe... La mujer está viva, a Dios gracias. Un ictus que casi se la lleva pero sin más consecuencias. La nariz rota nada más y tranquilamente, sin faja. 
  

22 comentarios:

Sandra Garrido dijo...

Vaya susto que has llevado, madre mía si es para que te diera también a ti un soponcio.
Me alegro que la historia haya tenido un final feliz.

gracias por colocar el poema, aunque es tuyo y de tus familiares desde el momento de nacer.

un abrazo

Mos dijo...

Ya ves tú, paisana, qué importaría la faja esa a la pobre mujer en aquel trance.
Tiene su lado casi cómico este suceso.
Me alegra que terminase bien y con poca gravedad la señora.

Sí, Perlita, qué cosas te pasan!! Pero me encanta cómo nos las cuentas.

Hada Saltarina dijo...

¡Qué fuerte, Perlita! ¡Me has dejado sin palabras! Desde luego eres una buena samaritana, eh!; poque me da la impresión de que la mayoría de la gente ni hubiera reparado en el asunto; y de hacerlo, tampoco creo que hubieran notificado lo que estba sucediendo.Menos mal que tú sí lo hiciste, y que además tienes ese don de extraer una sonrisa de los más duros acontecimientos. Me alegro de que la señora esté bien, y espero que su hija aprenda a dar importancia a lo que la tiene en vez de valorar tanto lo meramente accesorio.

Besos,

Ah, y sí son la Cartas de El Symbolon (si te fijas en cómo están etiquetadas verás que lo dice, je je..)

TriniReina dijo...

Un buen susto que has pasado.
Espero que se te haya pasado.
Esas fajas deberían de estar prohibidas por prescripción médica.

Un abrazo

La Gata Coqueta dijo...



Hoy me he levantado
con el firme propósito
de dar gracias a Dios,
por permitirme conocer
a personas tan maravillosas
como lo eres tú.

Un fuerte
y excepcional abrazo,
para recibir el fin de semana
con radiante alegría,
de parte de esta
tú incondicional amiga.

Atte.
María Del Carmen



La Gata Coqueta dijo...



El amanecer ha abierto sus puertas,
como pétalos en flor a una nueva semana,
para compartir el amor y la armonía
con los amigos donde tú eres unos de ellos...

Un abrazo de aromas
que siempre emanan
su característica esencia...
...el entendimiento y la comprensión.

Atte.
María Del Carmen


Sakkarah Carmen Magia dijo...

Me gusta como escribes, es muy ameno leerte.

Un beso.

unashorasdeluz dijo...

Hola Perlita
Fue una suerte que estuvieras allí y me alegra saber que la señora esté bien. Aparte de eso ¡vaya arte escribiendo la desgracia! Con perdón de la señora me he reído con tu narración y más cuando he visto que lo tienes etiquetado como "caídas"
Un besito
Júlia

La Gata Coqueta dijo...


Hoy quiero que tu tarde
sea tan bella melodía
como la luz de la armonía...
★ ★

Un abrazo soñando
y un beso amando,
el fin de semana
que ya nos ha llamado
a la placidez y el descanso...
★ ★

Atte.
María Del Carmen


Campanilla dijo...

Jajaja Perlita, me da mucha risa lo de la faja. Yo creía que eso ya era una prenda obsoleta... Vaya susto¡ sin comerlo ni beberlo, que te habrás llevado.
Lo cuentas tan gracioso y detallado que me encanta leerte.
Besitos alados, preciosa.

Tesa Medina dijo...

Ay, Perrlita, qué risa, pobre señora, pero tú tienes mucha gracia contándolo y me lo he pasado muy bien imaginando lo que relatas.

Además la señora está a salvo, y eso es motivo de celebración.

Y que se quite esa faja-prisión, que hay hay edades en las que prima estar cómoda y que nos quiten lo bailado.

Un abrazo,

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

!Jaja! mira a pesar del susto que te llevaste, no deja de tener humor tu entrada.
Siempre hay buenas personas, yo las he encontrado siempre en muchos casos de situaciones parecidas. Hay más gente buena de lo que muchos piensan.
Lo bueno que me ha hecho reír ha sido lo de la faja, eso fue buenísimo, pero claro la hija igual tenía en su cabeza lo de la faja por que su madre la debería incordiar para que se la pusiera y obediente, ni vio la prioridad entre la faja y la gravedad de su madre,creo que no tenía nada más en su cabeza, que la dichosa faja.
Por supuesto, que la faja no es saludable.
Gracias, me ha encantado leerte.
Un beso de ternura.
Sor.Cecilia

La Gata Coqueta dijo...



Un felicísimo martes para ti
día internacional del libro,
agradeciendo...
Que soportes mis defectos
que toleres mis humores
y sobre todas las cosas...
Que sepas comprenderme!!
❦ ❦ ❦

Te envío un beso
en el susurro del viento...
...ya se ha ido a encontrase contigo.

Atte.
María Del Carmen


Sakkarah Carmen Magia dijo...

Ha tenido que ser tremendo...

Me encanta la manera de contar que tienes.

Un beso.

Susana Peiro dijo...

¡Coquetería hasta el final! Ahhhhh, mujeres a las cosas, la dama debe ser muy puntillosa con su faja, tanto que su hija no pensó en otra cosa en esos momentos!

Demás decirte que me he reído de buena gana con tu relato (fui imaginando varios finales diferentes hasta llegar al tuyo)y es bueno saber que finalmente la señora está bien y seguramente a estas alturas...con la faja puesta.

Una duda Querida Amiga: ese "Ché" antes de "y qué susto..." ¿es el "Ché argentino"? ¿hemos influenciado a la escritora? Jajajajajaja! ya me contarás!

Un abrazote guapa y eso de que te "pasa cada cosa" no es ni más ni menos que karma de escritora!

Perlita dijo...

PARA LOS QUE QUIERAN SABER COMO SUSANA

A Valencia se le llama la tierra del "ché" (creo que se escribe "xe")En el fútbol los jugadores de Valencia, son el equipo "che" y yo que soy de Murcia, pues ...algo se pega.
Es una palabra que sirve para atraer la atención de alguien o para indicar desesperación, admiración...Vaya: "multi funcional"

Un abrazo a todos/as

Juan Pedro Gane Saiach dijo...

Carmen, en este día tan especial para ti, paso a dejarte este pequeño presente: (Click en el siguiente enlace) Muchas felicidades. Deseo fervientemente disfrutes de un día a pleno junto a tus seres más queridos. ¡¡¡Feliz cumple!!! Con el cariño de siempre, un beso y abrazo enormes!

Susana Peiro dijo...

Y...¡¡¡Muy Feliz Cumple, Querida Carmen!!!

(Juan Pedro: ¡genioooo!)

¡Muchas Gracias por tu explicación, guapa! Mira por dónde vengo a enterarme el origen de "Ché", tan usado en mi país y que incluso ¡también nos identifica!

Un abrazo enorme y doble!

La Gata Coqueta dijo...




A veces puedo estar distante
pero nunca ausente,
puedo no escribirte,
pero jamás olvidarte...
y cuando me necesites, puedo
no estar cerca, pero jamás abandonarte...
porque estas en mi corazón!!

Hoy me encuentro celebrando,
el 5º aniversario del nacimiento
del blog de La gata coqueta
y sin pararme a pensar
en mi torpe atrevimiento...
...al pasar sin avisar,
para entregarte la invitación a la celebración,
que de mano me harías sentir muy feliz brindando a mi lado.

¡¡Gracias por asistir a la que desde siempre ha sido tu casa!!

Un abrazo desde el ❤ y con el ❤
Feliz domingo!!

Atte.
María Del Carmen



La Gata Coqueta dijo...




Las palabras en silencio
son melodías de ternura,
refugio de sensaciones,
que sigilosas van en busca de emociones
para vestir la vida de alegres tentaciones...
...deteniéndose a perfumar los sentimientos,
con el aroma de las flores, que irán brotado
durante este mes de mayo.

Hoy mejor que ayer...
Un beso y una flor para ti!

Atte.
María Del Carmen




La Gata Coqueta dijo...



La vida nos ha regalado
un nuevo día,
para que lo rellenemos
de momentos felices,
como lo pueden ser...
◄ ♣ ♣ ►

Compartir besos y abrazos
entre los amigos y conocidos.
◄ ♣ ♣ ►

Que tengas un genial domingo
que contigo estoy compartiendo
y un feliz día de la madre
que en España hoy celebramos!!
◄ ♣ ♣ ►

Un abrazo con ternura
y un beso con dulzura
para ti!!
◄ ♣ ♣ ►

Atte.
María Del Carmen


La Gata Coqueta dijo...



Nunca estamos solos
cuando sabemos
que ocupamos
un lugar, en el
corazón del amigo.


Quisiera que la belleza
de esta tarde del miércoles,
conquistará una sonrisa
en la cornisa del viento
para ti!!


Un abrazo de violetas
y un beso de poetas.

Atte.
María Del Carmen



occupiedteosity

Perlas del Segura